¿Qué es una carta de no objeción y cómo se obtiene?

Si bien es cierto que hay una serie de documentos que deben presentarse junto a todas las solicitudes de visado Schengen, también existen otros que solo se requieren en ocasiones muy concretas.

La carta de no objeción se incluye dentro de esta última categoría y se trata de un documento emitido por una empresa, un centro escolar o una universidad a la que esté vinculada la persona que quiera visitar este territorio europeo.

Su objetivo es reflejar los lazos que el viajero mantiene con su país de origen demostrando que tiene un puesto de trabajo estable o que aún no ha concluido sus estudios, y por tanto resultará menos probable que trate de permanecer en el espacio Schengen de manera ilegal una vez expire su visado.

¿Por qué es importante presentar una carta de no objeción?

Por norma general, cuantas más pruebas se incluyan para demostrar la intención de regresar al país de residencia en la fecha de salida que se indica en el formulario oficial de la solicitud de visado, más probable será que se conceda el permiso para entrar en el espacio Schengen.

Facilitar una carta de no objeción a la hora de realizar los trámites del visado es una manera de argumentar que no se tiene interés en alargar la estancia más allá de lo permitido, y que se tienen otras responsabilidades académicas o laborales en el país de residencia.

¿Resulta obligatorio incluir una carta de no objeción junto a la solicitud de visado?

Por norma general, no es obligatorio incluir una carta de no objeción junto al resto de la documentación al solicitar un visado. Sin embargo, algunos estados Schengen se reservan el derecho a pedirla en función de los motivos del viaje o de la naturaleza de la estancia. Por tanto, lo más recomendable es que las personas que puedan conseguir este documento se informen en la embajada o el consulado del país que deseen visitar, para preguntar si es conveniente que lo adjunten junto a su solicitud.

¿Cómo puedo obtener una carta de no objeción?

Una carta de no objeción puede ser facilitada por cualquier centro escolar o empresa, dependiendo de la ocupación del solicitante.

Los estudiantes pueden recurrir a su centro educativo para conseguir este documento. La carta debe estar firmada por algún miembro del personal docente -el decano, un jefe de departamento, etcétera- que se encuentre en posición de acreditar que el solicitante del visado está matriculado en el curso actual y aún no ha obtenido su titulación.

Los trabajadores por cuenta ajena pueden solicitar la carta de no objeción a su empresa (empleador), que debe confirmar que cuentan con una serie de obligaciones laborales que deberán retomar tras el final de su estancia en el espacio Schengen. En este caso, un mismo documento cumple una doble función: probar la intención de regresar al país de residencia y demostrar que se dispone de ingresos estables que permitirán costear la duración total de la visita.

¿Qué información debe incluir la carta de no objeción?

No existe un modelo homogeneizado para este documento, pero resulta muy sencillo de redactar. Lo más importante es que incluya:

• El nombre y apellidos de quien quiera utilizar la carta para tratar de conseguir un visado Schengen.

• El nombre de la empresa o del centro educativo.

• La información personal y de contacto de la persona que la firme en nombre de dicha entidad.

Su contenido debe exponer de manera breve pero clara los estudios que está cursando el solicitante del visado o la actividad profesional que desempeña, y confirmar que la entidad que ha emitido este documento no se opone a su viaje al espacio Schengen. En el caso de las personas que vayan a participar en un programa de intercambio o de investigación, debe mencionarse si recibirán o no algún tipo de ayuda financiera.

También es imprescindible que la carta de no objeción esté debidamente fechada y firmada.

Información importante

Desde AXA nos esforzamos al máximo para ofrecerle siempre información precisa y actualizada, pero la normativa de los visados puede ser modificada en cualquier momento por la embajada o el consulado del país que desea visitar. Por esta razón, no podemos hacernos responsables de las consecuencias de dichos cambios. Por favor, contacte con las autoridades consulares para informarse acerca de los términos y las condiciones para conseguir un visado Schengen que se encuentran en vigor en el momento en que lo solicite.

Preguntas frecuentes sobre las cartas de no objeción.

¿A quién debo solicitar la carta de no objeción en mi empresa?

Quienes trabajen en una gran compañía o en una multinacional deberán dirigirse al departamento de recursos humanos, que tendrá sin duda experiencia a la hora de redactar este tipo de documentos. Antes de recurrir a esta vía, el empleado deberá haber informado de antemano a las personas correspondientes de su intención de ausentarse unos días o tomarse unas vacaciones para visitar el espacio Schengen.

¿Mi centro educativo puede negarse a facilitarme una carta de no objeción?

En principio, sí. Sin embargo, lo habitual es que este tipo de documento se solicite como parte de un proceso para estudiar en el territorio Schengen, en el marco de un programa de intercambio o de formación que muy probablemente se desarrolle en colaboración con el centro educativo en el que estudia el solicitante del visado.

¿Me arriesgo a que mi solicitud de visado sea rechazada si no incluyo una carta de objeción?

Como se menciona anteriormente, no es obligatorio facilitar este documento y existen otras maneras de demostrar la intención del viajero de regresar a su país de residencia.