Seguro de viaje para Dinamarca

Vuestro Seguro de Viaje Visa Schengen para Dinamarca partir de 0,99€ / día ! AXA la marca N°1. Certificado en línea -Asistencia 24/24 & 7/7 - Productos a la medida.

¿Qué países del espacio Schengen puedo visitar con el seguro de viaje?

Seguro de viaje en Dinamarca: viaje hacia el descubrimiento de un país fascinante

Está programando un viaje por Europa, y con solo imaginarlo ya se siente de maravilla. La mejor idea es diseñar bien el itinerario, para sacar el máximo partido de su tiempo en el viejo continente. ¿Ha incluido a Dinamarca en su plan de viaje? Ciertamente, Copenhague es una de las visitas imprescindibles del más meridional de los países nórdicos, aunque no la única que el territorio danés tiene para ofrecer, ya que alberga infinidad de riquezas que le encantará descubrir. Si desea moverse libremente por el corazón de Europa, prepárese de la mejor manera con una visa Schengen y un seguro de viaje para Dinamarca, que se adapte perfectamente a sus necesidades de protección

Su visa Schengen le permitirá entrar y salir de Dinamarca con libertad

Es importante aclarar conceptos, y saber que Unión Europea no es sinónimo de Espacio Schengen. Si desea disfrutar de una estancia en Dinamarca, y no pertenece a un país del área Schengen, deberá tramitar una visa. La ventaja es que, en lugar de tener que gestionar una visa específica para entrar en cada país, puede optar por solicitar una visa Schengen, de alcance mucho mayor. Cuando este visado esté en sus manos dispondrá de una llave maestra, pues le permitirá moverse libremente por todos los estados integrados en el Acuerdo de Schengen.

 

Es conveniente que reúna con antelación los documentos necesarios para tramitar su visa. Entre otros elementos, se le pedirá que proporcione una póliza de seguro de viaje para su estancia en Dinamarca.

El seguro de viaje para la visa Schengen le brindará múltiples ventajas

El seguro de viaje es un requisito obligatorio para obtener la visa Schengen, eso es cierto, aunque también es verdad que le puede proporcionar un amplio abanico de beneficios, gracias al cual se moverá con un plus de tranquilidad. Piense, por ejemplo, que el coste de la atención médica o de una hospitalización puede ser muy elevado en un país extranjero. Por eso y por tantos otros motivos, estar bien protegido y saber que, si fuera necesario, será repatriado sin inconvenientes, le permitirá disfrutar de su viaje con el mayor confort.

 

De acuerdo con su situación personal y considerando los planes que tenga para su viaje, también puede contratar otras importantes coberturas adicionales, capaces de mitigar diversas contingencias desfavorables. Existen coberturas que le permitirían recibir una compensación en caso de que le robaran sus documentos de identidad o se perdiera su equipaje, y también podría contar con una eficiente protección para el cuidado de sus hijos, entre otras posibilidades.

¿Cómo llegar a Dinamarca?

  • En coche: es posible llegar a Dinamarca cómodamente desde Alemania y también desde Suecia, ya que el puente de Øresund, continuación de la carretera europea E20, une Copenhague con Malmö.
  • En avión: desde Francia y muchos otros países es posible acercarse fácilmente a Dinamarca en avión. Los vuelos internacionales aterrizan en el aeropuerto de Copenhague-Kastrup o en el aeropuerto de Billund, situado a 250 kilómetros de la capital danesa. Existen en el país otros aeropuertos más pequeños, que se destinan a atender vuelos domésticos.
  • En tren: los trenes hacia Dinamarca parten desde numerosas estaciones ferroviarias de diferentes países. Además, resulta sencillo trasladarse en tren dentro del territorio danés, ya que se presenta surcado por más de 2500 kilómetros de vías férreas, extendidas por todo el país. El truco para moverse con la mayor eficiencia por Dinamarca es combinar viajes de autobús y de tren.
  • En autobús: varias compañías de autobuses conectan Dinamarca con diferentes países europeos. Cabe señalar que, además, la red de transporte interno de autobuses está muy bien organizada y funciona estupendamente.

Consejos relacionados con la salud y las vacunas

No se exige inmunización especial alguna para viajar a Dinamarca. Por su puesto, tal y como se suele recomendar en cualquier viaje, es adecuado vacunarse contra la difteria, el tétanos, la poliomielitis y la hepatitis viral B.

Clima

Dinamarca presenta un clima templado, con inviernos moderados y ventosos y veranos frescos.

 

La primavera es la estación perfecta para descubrir el país, y también el verano es muy bonito. Entre mayo y septiembre es posible disfrutar enormemente de un viaje por Dinamarca. Si bien raramente se experimentan días de frío extremo durante el invierno, esta temporada puede resultar demasiado larga y poco placentera para los turistas. En verano los días son largos y luminosos, con temperaturas de hasta 25 °C, así que resultan muy agradables para explorar el país. De todas formas, aunque decida viajar en verano, recuerde llevar en su maleta un chubasquero y abrigo para las noches, ya que las temperaturas pueden bajar considerablemente al caer el sol.

Viva fantásticas experiencias en Dinamarca

Dinamarca es agradable de visitar en cualquier época del año, ya que combina una increíble riqueza natural y cultural con un patrimonio arquitectónico excepcional. Entre la infinidad de atractivos que debería visitar durante su estancia se cuentan:

  • Copenhague, preciosa ciudad célebre por su inefable escultura de bronce de La Sirenita, merece que le destine buena parte de su tiempo en Dinamarca. En efecto, la capital danesa alberga un importante número de museos y monumentos emblemáticos, como el castillo de Rosenborg, el palacio de Amalienborg, la Torre Redonda, la Ópera, la iglesia de Federico o iglesia de mármol y tantas otras construcciones magníficas. Los niños adorarán la ciudad gracias a los Jardines de Tívoli, un impresionante parque de atracciones construido en el siglo XIX, al zoológico de Copenhague y al acuario de Dinamarca, ubicado en la capital. Además de los lugares mencionados, podría visitar la pintoresca Ciudad Libre de Christiania, una comuna hippie que parcialmente se autogobierna, fundada en el año 1971, donde hay numerosos puestos de artesanías, cafeterías y centros culturales. Si la visita, evite hacer fotografías, ya que los residentes podrían molestarse.
  • Legoland, el famoso parque temático que hace las delicias de grandes y pequeños, es uno de los destinos estrella en Dinamarca. ¿A quién no le apetece escabullirse de la realidad por unas horas, para sumergirse en el colorido universo de Lego?
  • Es una idea genial programar excursiones en barco para visitar algunas de las principales islas danesas, que son en realidad unas 406, además de las de Groenlandia y las Feroe. Entre las que debería incluir en su lista destaca la isla de Møn, adorada por los geólogos, que se descubre en el mar Báltico. Esta isla invita a explorar un paraíso de naturaleza salvaje y fascinante. La isla de Ærø, por su parte, es considerada la más bonita del archipiélago situado al sur de la isla de Fionia. Al visitarla alquile bicicletas, pues esa es la mejor manera de explorar sus escenarios a su ritmo, mientras descubre sus pintorescos pueblos. Las Islas Feroe, que alcanzan un total de 18 y todas son diferentes, también merecen que les haga un lugar en su viaje. Se encuentran en el Atlántico Norte, rodeadas por Islandia, Noruega y Escocia. Si le queda tiempo, no dude en acercarse hasta este archipiélago, que le permitirá descubrir paisajes únicos, salpicados de pueblos donde se atesoran las tradiciones y la auténtica cultura de la región. 
  • Odense, la tercera ciudad más grande de Dinamarca, se encuentra en la isla de Fionia. Se trata de un localidad muy visitada por el turismo, ya que muchos la consideran la ciudad más bonita del país. Aún así, Odense ha sabido preservar su autenticidad y su encantadora atmósfera. Déjese llevar por sus pies y explore sus callejuelas, alegres y cuidadas, para admirar sus bellas fachadas típicas y descubrir la catedral de St. Knud, la Casa Museo de Hans Christian Andersen y la escultura del Soldadito de Plomo, entre otros atractivos.
  • Visite los castillos daneses, majestuosos y desbordantes de magia. Entre ellos destaca el castillo de Kronborg, Patrimonio de la Humanidad que hoy alberga al Museo Marítimo y de Comercio de Kronborg, y también sobresale el Castillo de Egeskov. Este castillo renacentista, el mejor conservado de Europa, está situado al sur de Odense, en medio de un maravilloso parque, y ofrece una imagen de cuento de hadas al reflejarse en el lago.

Seguridad

Dinamarca es un país en el cual se siente seguridad y, aún así, se aconseja a los viajeros que estén atentos, dado que pueden aparecer algunos carteristas que actúan, principalmente, en los cafés, las tiendas más concurridas y las calles peatonales de Copenhague. Otro aspecto a tener en cuenta, si piensa moverse en coche, es evitar dejar efectos personales, mochilas o maletas a la vista al aparcar. 

Las autoridades danesas, además, reconocen el riesgo de atentado, por lo cual recomiendan mantener una actitud general de precaución en lugares públicos, especialmente en las horas punta.

Información práctica

La moneda de Dinamarca es la corona danesa, aunque los precios también se establecen en euros. La tarjeta de crédito se acepta como medio de pago en casi cualquier tienda o servicio. Solamente algunos restaurantes podrían cobrar una pequeña comisión al pagar con tarjeta.

El idioma oficial es el danés, aunque prácticamente toda la población puede comunicarse bien en inglés.

Si planea conducir, tenga en cuenta que deberá hacerlo por el carril de la derecha.

Las tiendas generalmente abren a las 9 a. m. y cierran a las 6 p. m. de lunes a sábados, aunque los viernes pueden permanecer abiertas hasta las 8 p. m. o las 9 p. m. Algunos comercios, asimismo, están abiertos los domingos por la mañana.

Más información sobre los países del espacio Schengen

Alemania

Austria

Bélgica

Dinamarca

Eslovaquia

Eslovenia

España

Estonia

Finlandia

Francia

Grecia

Hungría

Islandia

Italia

Letonia

Lituania

Luxemburgo

Malta

Noruega

Países Bajos

Polonia

Portugal

República Checa

Suecia

Suiza Liechtenstein